Informe nacional sobre las familias latinas 2023

Desplácese hacia abajo para ver más información
Down Arrow
Decorative papel picado

Informe nacional sobre las familias latinas 2023

Desplácese hacia abajo para ver más información
Down Arrow
Decorative papel picado

Un estudio exhaustivo de los problemas económicos y sociales a los que se enfrentan las familias latinas con hijos, desde el embarazo hasta que cumplen cinco años.
Decorative triangles

Voces de padres latinos:
Creando un futuro mejor para nuestros hijos

El panorama político y económico actual parece incierto, en el mejor de los casos. La falta de predictibilidad del futuro es una de las principales preocupaciones de las familias latinas. Están preocupadas por el futuro de sus hijos y por la estabilidad de las instituciones y los programas destinados a respaldar su prosperidad.

Sin embargo, las familias conocen claramente sus fortalezas y las soluciones necesarias para prosperar.

En nuestra reciente encuesta, las familias latinas mostraron un fuerte apoyo a la educación. Piden más recursos para ayudar a sus hijos a ser bilingües y tienen claro que los programas de atención y educación tempranas deben incorporar la sensibilidad cultural.

En esta encuesta realizada a 1300 familias latinas con hijos desde la etapa prenatal hasta los cinco años de edad, hallamos que los padres consumen noticias y medios de comunicación procedentes de un espectro diverso de plataformas y proveedores, lo que hace que este grupo esté bien informado de los problemas a los que se enfrentan sus familias a nivel comunitario, nacional y mundial.

La población latina en Estados Unidos creció un 23% entre 2010 y 2020, pasando de 50.5 millones a 62.1 millones. Poco más de la mitad (51.1%) del crecimiento total de la población estadounidense en esa década se debió al crecimiento de la población latina.[1]

Este grupo demográfico representa el futuro de los votantes, contribuyentes y consumidores de Estados Unidos. Los latinos son muy conscientes de su situación y papel actuales en el país, pero comparten una profunda inquietud respecto al futuro. Una gran mayoría tiene el temor de no poder ofrecer un buen futuro a sus hijos.

No obstante, las familias latinas no han perdido la confianza en nuestras instituciones para que les ayuden a resolver los numerosos y complejos problemas a los que nos enfrentamos como sociedad. Por el contrario, quieren que el gobierno y los políticos aborden con firmeza retos como los sistemas educativos deficientes, el aumento en el costo de la vida, el cambio climático y la violencia con armas de fuego. Las familias latinas han expresado su firme apoyo a la ampliación de los programas de educación preescolar bilingüe y a los programas sociales como Medicaid o a la creación de otros nuevos, como las cuentas de ahorro para niños creadas por el gobierno y un ingreso básico garantizado.

A pesar de la complejidad de nuestros tiempos, las familias latinas quieren que todos forjemos un futuro mejor para nuestros hijos.

Un estudio exhaustivo de los problemas económicos y sociales a los que se enfrentan las familias latinas con hijos, desde el embarazo hasta que cumplen cinco años.
Decorative triangles

Voces de padres latinos:
Creando un futuro mejor para nuestros hijos

El panorama político y económico actual parece incierto, en el mejor de los casos. La falta de predictibilidad del futuro es una de las principales preocupaciones de las familias latinas. Están preocupadas por el futuro de sus hijos y por la estabilidad de las instituciones y los programas destinados a respaldar su prosperidad.

Sin embargo, las familias conocen claramente sus fortalezas y las soluciones necesarias para prosperar.

En nuestra reciente encuesta, las familias latinas mostraron un fuerte apoyo a la educación. Piden más recursos para ayudar a sus hijos a ser bilingües y tienen claro que los programas de atención y educación tempranas deben incorporar la sensibilidad cultural.

En esta encuesta realizada a 1300 familias latinas con hijos desde la etapa prenatal hasta los cinco años de edad, hallamos que los padres consumen noticias y medios de comunicación procedentes de un espectro diverso de plataformas y proveedores, lo que hace que este grupo esté bien informado de los problemas a los que se enfrentan sus familias a nivel comunitario, nacional y mundial.

La población latina en Estados Unidos creció un 23% entre 2010 y 2020, pasando de 50.5 millones a 62.1 millones. Poco más de la mitad (51.1%) del crecimiento total de la población estadounidense en esa década se debió al crecimiento de la población latina.[1]

Este grupo demográfico representa el futuro de los votantes, contribuyentes y consumidores de Estados Unidos. Los latinos son muy conscientes de su situación y papel actuales en el país, pero comparten una profunda inquietud respecto al futuro. Una gran mayoría tiene el temor de no poder ofrecer un buen futuro a sus hijos.

No obstante, las familias latinas no han perdido la confianza en nuestras instituciones para que les ayuden a resolver los numerosos y complejos problemas a los que nos enfrentamos como sociedad. Por el contrario, quieren que el gobierno y los políticos aborden con firmeza retos como los sistemas educativos deficientes, el aumento en el costo de la vida, el cambio climático y la violencia con armas de fuego. Las familias latinas han expresado su firme apoyo a la ampliación de los programas de educación preescolar bilingüe y a los programas sociales como Medicaid o a la creación de otros nuevos, como las cuentas de ahorro para niños creadas por el gobierno y un ingreso básico garantizado.

A pesar de la complejidad de nuestros tiempos, las familias latinas quieren que todos forjemos un futuro mejor para nuestros hijos.

poder cubrir los gastos básicos

de las familias latinas se preocupa por

60%

Decorative photo of a man embracing a young child at a park.

de las incapacidades remuneradas por motivos de salud

de las familias latinas apoya la ampliación

93%

Decorative image of a smiling boy

considerar un servicio de guardería

es el factor más importante al

Asequibilidad

por poder cubrir los gastos básicos

de las familias latinas se preocupa

60%

Decorative photo of a man embracing a young child at a park.

de las incapacidades remuneradas por

motivos de salud

de las familias latinas apoya la ampliación

93%

Decorative image of a smiling boy

un servicio de guardería

es el factor más importante al considerar

Asequibilidad

BSP Research, en colaboración con Abriendo Puertas/Opening Doors y UnidosUS, realizó una encuesta a 1300 familias en octubre de 2022. El estudio corresponde a padres de niños desde la etapa prenatal hasta los cinco años, con una amplia sobremuestra de padres con niños desde la etapa prenatal hasta los tres años. Consulte la metodología de la encuesta para obtener más información.

Ir a:

BSP Research, en colaboración con Abriendo Puertas/Opening Doors y UnidosUS, realizó una encuesta a 1300 familias en octubre de 2022. El estudio corresponde a padres de niños desde la etapa prenatal hasta los cinco años, con una amplia sobremuestra de padres con niños desde la etapa prenatal hasta los tres años. Consulte la metodología de la encuesta para obtener más información.

Ir a:


Image

Educación preescolar

Decorative triangles

Las familias latinas de todo el país exigen mejores oportunidades educativas. Al ser la población de más rápido crecimiento en Estados Unidos, las familias latinas entienden la importancia de preparar a sus hijos para el siglo XXI.

Nuestra encuesta reveló que la educación preescolar, la historia racial y el bilingüismo son las principales prioridades e inquietudes de los padres. A medida que crece nuestra economía global, el multilingüismo se ha convertido en una habilidad laboral muy valiosa, así como en un aspecto importante del legado latino. La mayoría de las familias quiere que sus hijos aprendan sobre las etnias y la historia racial en la escuela.

Educación y desarrollo temprano

Los estudios han demostrado que participar en programas de educación preescolar de alta calidad tiene efectos longitudinales y multigeneracionales. Los niños que asisten a estos programas obtienen mejores resultados académicos,[2] permanecen más tiempo en la escuela,[3] presentan menores índices de depresión,[4] muestran una mejor salud física y ganan salarios más altos.[5]

Para una de cada cinco familias con niños menores de cinco años que afirmaron tener un hijo diagnosticado con una discapacidad de aprendizaje, la detección y atención tempranas son especialmente importantes.

1 de 5

familias con niños menores de cinco años que afirmaron tener un hijo diagnosticado con una discapacidad de aprendizaje

Los cuatro temas más importantes que las familias latinas quieren que el gobierno atienda son la seguridad de los niños (para más información, consulte la sección Seguridad y estabilidad), el acceso a servicios de guardería de calidad, el costo de la universidad y el acceso a programas de preescolar. Estos programas educativos suelen estar fuera del alcance económico, lo que contribuye a la brecha de rendimiento académico.
53%

de las familias latinas no han recibido ningún servicio de guardería desde el nacimiento de sus hijos

55%

de las familias latinas depende de uno de sus padres o de un familiar para el cuidado de los niños


Fuente de los cuidados infantiles para las familias latinas


Los 5 temas más importantes que las familias latinas quieren que el gobierno aborde en relación con la educación y el desarrollo temprano

Child Safety icon

Seguridad de los niños

Child care icon

Acceso a servicios de guardería de calidad

College Tuition icon

Costo de la universidad

Image

Acceso a una educación preescolar de calidad

Bilingual icon

Acceso a programas bilingües

Image

Las habilidades más importantes para el desarrollo infantil, según las familias latinas

Reading comprehension icon

Comprensión lectora

Social/emotional development icon

Desarrollo socioemocional

Vocabulary icon

Vocabulario

Communication and expression icon

Comunicación y expresión

Motor skills icon

Habilidades motoras

Problem solving icon

Resolución de problemas

Cultural and historical education icon

Formación cultural e histórica

Speaking more than one language icon

Hablar más de un idioma

Un estudio de la Oficina Nacional de Investigación Económica calculó que un dólar invertido en programas tempranos para la infancia rinde más de nueve veces en términos de los beneficios para la sociedad.[6] Los beneficios incluyen un mayor rendimiento académico, un mayor potencial de ingresos, menores tasas de encarcelamiento y delincuencia, y mejores resultados en materia de salud.

El apoyo de las familias latinas a la inversión en el desarrollo y la educación durante la infancia temprana


Factores más importantes al considerar un servicio de guardería

Cost icon

Costo

La asequibilidad
Quality icon

Calidad

Buena reputación y cuidadores calificados
Hours of Operation icon

Horas de servicio

Acomodación con el horario de los padres
Image

Educación preescolar

Decorative triangles

Las familias latinas de todo el país exigen mejores oportunidades educativas. Al ser la población de más rápido crecimiento en Estados Unidos, las familias latinas entienden la importancia de preparar a sus hijos para el siglo XXI.

Nuestra encuesta reveló que la educación preescolar, la historia racial y el bilingüismo son las principales prioridades e inquietudes de los padres. A medida que crece nuestra economía global, el multilingüismo se ha convertido en una habilidad laboral muy valiosa, así como en un aspecto importante del legado latino. La mayoría de las familias quiere que sus hijos aprendan sobre las etnias y la historia racial en la escuela.

Educación y desarrollo temprano

Los estudios han demostrado que participar en programas de educación preescolar de alta calidad tiene efectos longitudinales y multigeneracionales. Los niños que asisten a estos programas obtienen mejores resultados académicos,[2] permanecen más tiempo en la escuela,[3] presentan menores índices de depresión,[4] muestran una mejor salud física y ganan salarios más altos.[5]

Para una de cada cinco familias con niños menores de cinco años que afirmaron tener un hijo diagnosticado con una discapacidad de aprendizaje, la detección y atención tempranas son especialmente importantes.

1 de 5

familias con niños menores de cinco años que afirmaron tener un hijo diagnosticado con una discapacidad de aprendizaje

Los cuatro temas más importantes que las familias latinas quieren que el gobierno atienda son la seguridad de los niños (para más información, consulte la sección Seguridad y estabilidad), el acceso a servicios de guardería de calidad, el costo de la universidad y el acceso a programas de preescolar. Estos programas educativos suelen estar fuera del alcance económico, lo que contribuye a la brecha de rendimiento académico.
53%

de las familias latinas no han recibido ningún servicio de guardería desde el nacimiento de sus hijos

55%

de las familias latinas depende de uno de sus padres o de un familiar para el cuidado de los niños


Fuente de los cuidados infantiles para las familias latinas


Los 5 temas más importantes que las familias latinas quieren que el gobierno aborde en relación con la educación y el desarrollo temprano

Child Safety icon

Seguridad de los niños

Child care icon

Acceso a servicios de guardería de calidad

College Tuition icon

Costo de la universidad

Image

Acceso a una educación preescolar de calidad

Bilingual icon

Acceso a programas bilingües

Image

Las habilidades más importantes para el desarrollo infantil, según las familias latinas

Reading comprehension icon

Comprensión lectora

Social/emotional development icon

Desarrollo socioemocional

Vocabulary icon

Vocabulario

Communication and expression icon

Comunicación y expresión

Motor skills icon

Habilidades motoras

Problem solving icon

Resolución de problemas

Cultural and historical education icon

Formación cultural e histórica

Speaking more than one language icon

Hablar más de un idioma

Un estudio de la Oficina Nacional de Investigación Económica calculó que un dólar invertido en programas tempranos para la infancia rinde más de nueve veces en términos de los beneficios para la sociedad.[6] Los beneficios incluyen un mayor rendimiento académico, un mayor potencial de ingresos, menores tasas de encarcelamiento y delincuencia, y mejores resultados en materia de salud.

El apoyo de las familias latinas a la inversión en el desarrollo y la educación durante la infancia temprana


Factores más importantes al considerar un servicio de guardería

Cost icon

Costo

La asequibilidad
Quality icon

Calidad

Buena reputación y cuidadores calificados
Hours of Operation icon

Horas de servicio

Acomodación con el horario de los padres

Idioma, cultura y etnia

Más de tres cuartas partes de la población total que aprende inglés en Estados Unidos, 5.1 millones de personas, son latinas, y una proporción similar habla español en casa.[7] Nuestra encuesta indica que el 85% de las familias valoran y promueven el aprendizaje del español en casa.

Nueve de cada diez encuestados están de acuerdo en que los programas de atención y educación infantil deben reconocer y valorar las diferentes culturas y lenguas maternas distintas del inglés.


Cómo se benefician las familias latinas cuando sus hijos aprenden español

Las familias de nuestra encuesta destacaron la necesidad urgente de más programas de educación preescolar bilingüe para sus hijos menores de cinco años.

Niños latinos inscritos en programas bilingües, de inmersión lingüística o de idioma dual


Familias latinas que inscribirían a sus hijos en un programa bilingüe si estuviera disponible


Estudios han demostrado que el acceso a programas bilingües de calidad en las primeras etapas de la vida es esencial. Se ha demostrado que, al llegar al 8.º grado, los alumnos bilingües superan a sus compañeros monolingües en lectura, matemáticas y asistencia.[8] Sin embargo, actualmente, solo el 27% de las familias afirman haber inscrito a sus hijos en un programa bilingüe durante los primeros años de vida.

La pandemia ha afectado mucho el rendimiento de los estudiantes latinos, ampliando la brecha de rendimiento académico. Entre 2019 y 2021, UnidosUS determinó que los estudiantes latinos de 3.º a 8.º grado tuvieron mayores retrocesos que sus compañeros blancos no latinos en las evaluaciones de matemáticas (los resultados de los latinos descendieron en 13 puntos) y de lectura (descendieron en 9 puntos).[9]

El retroceso en el rendimiento académico no ha pasado desapercibido para las familias latinas. Los padres prestan especial atención al debate sobre los cambios en los planes de estudio, como hablar de la historia del racismo en las escuelas. La mayoría de las familias latinas apoya que se enseñe sobre etnias y racismo en las escuelas públicas.


Los niños deben aprender sobre las etnias y el racismo en las escuelas públicas

Idioma, cultura y etnia

Más de tres cuartas partes de la población total que aprende inglés en Estados Unidos, 5.1 millones de personas, son latinas, y una proporción similar habla español en casa.[7] Nuestra encuesta indica que el 85% de las familias valoran y promueven el aprendizaje del español en casa.

Nueve de cada diez encuestados están de acuerdo en que los programas de atención y educación infantil deben reconocer y valorar las diferentes culturas y lenguas maternas distintas del inglés.


Cómo se benefician las familias latinas cuando sus hijos aprenden español

Las familias de nuestra encuesta destacaron la necesidad urgente de más programas de educación preescolar bilingüe para sus hijos menores de cinco años.

Niños latinos inscritos en programas bilingües, de inmersión lingüística o de idioma dual


Familias latinas que inscribirían a sus hijos en un programa bilingüe si estuviera disponible


Estudios han demostrado que el acceso a programas bilingües de calidad en las primeras etapas de la vida es esencial. Se ha demostrado que, al llegar al 8.º grado, los alumnos bilingües superan a sus compañeros monolingües en lectura, matemáticas y asistencia.[8] Sin embargo, actualmente, solo el 27% de las familias afirman haber inscrito a sus hijos en un programa bilingüe durante los primeros años de vida.

La pandemia ha afectado mucho el rendimiento de los estudiantes latinos, ampliando la brecha de rendimiento académico. Entre 2019 y 2021, UnidosUS determinó que los estudiantes latinos de 3.º a 8.º grado tuvieron mayores retrocesos que sus compañeros blancos no latinos en las evaluaciones de matemáticas (los resultados de los latinos descendieron en 13 puntos) y de lectura (descendieron en 9 puntos).[9]

El retroceso en el rendimiento académico no ha pasado desapercibido para las familias latinas. Los padres prestan especial atención al debate sobre los cambios en los planes de estudio, como hablar de la historia del racismo en las escuelas. La mayoría de las familias latinas apoya que se enseñe sobre etnias y racismo en las escuelas públicas.


Los niños deben aprender sobre las etnias y el racismo en las escuelas públicas


"Tratamos de darle a nuestras niñas más de lo que no tuvimos nosotros al crecer. Siempre trato de ser voluntaria e ir a la función porque si mis niñas me ven haciendo algo y participando en cómo quiero hacer una diferencia en la comunidad, tal vez ellas harán lo mismo en sus vidas." -Jennifer Torres, Brooklyn, New York

"Tratamos de darle a nuestras niñas más de lo que no tuvimos nosotros al crecer. Siempre trato de ser voluntaria e ir a la función porque si mis niñas me ven haciendo algo y participando en cómo quiero hacer una diferencia en la comunidad, tal vez ellas harán lo mismo en sus vidas." -Jennifer Torres, Brooklyn, New York

Decorative image of a young boy smiling at the camera while washing a doll.

Salud mental

Decorative triangles

Los dos últimos años de traumas, pérdidas y estrés financiero relacionados con la COVID-19 han provocado un gran aumento de los problemas de salud mental entre las familias latinas. La Asociación Estadounidense de Psicología halló que los latinos eran los más propensos a reportar niveles de estrés peligrosamente altos en comparación con sus homólogos blancos y otras personas de color.[10]

El estrés es un gran obstáculo para el aprendizaje y el desarrollo en la infancia. Las experiencias adversas en la infancia (ACE, por sus siglas en inglés), entre las que figura el estrés tóxico en los hogares, pueden afectar negativamente el desarrollo del cerebro de los niños y otros sistemas de respuesta. Estudios han demostrado que ambientes muy estresantes en el hogar y en el salón de clase perjudican la capacidad de memorización[11] y la atención, a la vez que aumentan la agresividad y la impulsividad.[12]

Decorative image of a woman giving a piggy-back ride to a young girl.
Los padres latinos están preocupados por la salud mental de sus hijos y la de ellos mismos. Nuestra encuesta indica que las familias tienen ideas claras sobre lo que podría ser de ayuda. Solicitan más fondos para los servicios de salud mental infantil, apoyo para reducir la ansiedad en el hogar y orientación y apoyo emocional.

El apoyo que necesitan las familias latinas para ayudar a sus hijos a controlar el estrés y la ansiedad


El apoyo que los padres latinos necesitan para controlar su propio estrés y ansiedad


Las familias latinas que están a favor de aumentar los fondos para los servicios de salud mental infantil


Cuando los programas de salud mental cuentan con fondos suficientes, los índices de depresión y estrés disminuyen. Una investigación de Salud America! determinó que los programas de intervención en la comunidad, como las visitas al hogar, los trabajadores sociales bilingües y la capacitación en salud mental, tienen resultados prometedores en cuanto a la mejora de la salud mental de los estudiantes y familias latinas.[13]
Decorative image of a young boy smiling at the camera while washing a doll.

Salud mental

Decorative triangles

Los dos últimos años de traumas, pérdidas y estrés financiero relacionados con la COVID-19 han provocado un gran aumento de los problemas de salud mental entre las familias latinas. La Asociación Estadounidense de Psicología halló que los latinos eran los más propensos a reportar niveles de estrés peligrosamente altos en comparación con sus homólogos blancos y otras personas de color.[10]

El estrés es un gran obstáculo para el aprendizaje y el desarrollo en la infancia. Las experiencias adversas en la infancia (ACE, por sus siglas en inglés), entre las que figura el estrés tóxico en los hogares, pueden afectar negativamente el desarrollo del cerebro de los niños y otros sistemas de respuesta. Estudios han demostrado que ambientes muy estresantes en el hogar y en el salón de clase perjudican la capacidad de memorización[11] y la atención, a la vez que aumentan la agresividad y la impulsividad.[12]

Decorative image of a woman giving a piggy-back ride to a young girl.
Los padres latinos están preocupados por la salud mental de sus hijos y la de ellos mismos. Nuestra encuesta indica que las familias tienen ideas claras sobre lo que podría ser de ayuda. Solicitan más fondos para los servicios de salud mental infantil, apoyo para reducir la ansiedad en el hogar y orientación y apoyo emocional.

El apoyo que necesitan las familias latinas para ayudar a sus hijos a controlar el estrés y la ansiedad


El apoyo que los padres latinos necesitan para controlar su propio estrés y ansiedad


Las familias latinas que están a favor de aumentar los fondos para los servicios de salud mental infantil


Cuando los programas de salud mental cuentan con fondos suficientes, los índices de depresión y estrés disminuyen. Una investigación de Salud America! determinó que los programas de intervención en la comunidad, como las visitas al hogar, los trabajadores sociales bilingües y la capacitación en salud mental, tienen resultados prometedores en cuanto a la mejora de la salud mental de los estudiantes y familias latinas.[13]

Seguridad y estabilidad

Decorative triangles

En nuestra encuesta, los padres latinos expresaron su preocupación por la incertidumbre de la seguridad económica y física de sus hijos y de ellos mismos. La estabilidad financiera es complicada, y la mayoría de las familias afirman estar preocupadas por no poder hacer frente a los gastos básicos debido al aumento del costo de vida.

Además, las familias han expresado su preocupación por la seguridad física debido a problemas globales como el cambio climático, que afecta con sequías, incendios y otros desastres naturales, así como por problemas locales como la violencia con armas de fuego y el racismo, ambos de los cuales muchas familias latinas han vivido en carne propia.

Además, las familias latinas esperan que el gobierno regularice estos problemas de seguridad en el futuro.

Seguridad financiera

Las familias latinas consideran que los principales problemas a los que se enfrentan son el aumento del costo de vida y la inflación. El 60% de las familias encuestadas temen no poder cubrir los gastos básicos en los próximos años. También entienden que el gobierno debe proponer posibles soluciones a la actual crisis financiera y consideran que la intervención del gobierno es una posible solución.

La mayoría de las familias latinas cree que los principales problemas que debería abordar el gobierno están relacionados con la economía y el costo de vida.

Los 5 principales problemas que las familias latinas quieren que el gobierno aborde

Economy icon

Economía 21%

Cost of living icon

Aumento del costo de vida/inflación 20%

Improving wages and income icon

Mejora de los salarios e ingresos 18%

Education icon

Educación 17%

Gun violence & mass shootings icon

Violencia con armas de fuego y tiroteos masivos 15%

Padres más jóvenes (menores de 35 años)

Reducing housing prices icon

Disminución de los precios de las viviendas 14%

(entre los 5 principales)

Familias que esperan un bebé

Access to quality child care and early learning icon

Acceso a servicios de guardería y educación preescolar de calidad 16%

(ocupa el 3.er puesto, junto con la educación, la protección de los derechos de los inmigrantes y la discriminación/justicia racial)

Encuestados cuya lengua materna es el español

Gun violence & mass shootings icon

Hacer frente a la violencia con armas de fuego y a los tiroteos masivos 29%

(en 2.º lugar)

Familias latinas que se preocupan por poder hacer frente a gastos básicos como la renta/hipoteca o los servicios públicos


Image

Retos a los que se enfrentan las familias latinas para recibir prestaciones públicas

Rechazo o baja de SNAP

Rechazo o baja de TANF

Seguridad física

Los problemas de seguridad física son prioritarios para las familias latinas, especialmente la violencia con armas de fuego en sus comunidades. La mayoría de las familias están preocupadas por la violencia con armas de fuego y el 18% ha tenido una experiencia directa con la violencia con armas de fuego en una escuela o lugar público.

La preocupación por la seguridad física relacionada con las armas de fuego afecta a la forma en que los padres latinos educan a sus hijos, ya que el 62% está muy preocupado por que su hijo pueda ser víctima de un tiroteo masivo en algún momento de su vida.

Además, las familias latinas consideran que los políticos deberían tomar medidas contundentes para reducir el número de tiroteos masivos y contar con mejores leyes que regulen la venta de armas.

Image
Créditos: Ryan Rodrick Beiler

La mayoría de las familias latinas considera que los políticos deben tomar medidas enérgicas para reducir la violencia con armas de fuego

Seguridad y estabilidad

Decorative triangles

En nuestra encuesta, los padres latinos expresaron su preocupación por la incertidumbre de la seguridad económica y física de sus hijos y de ellos mismos. La estabilidad financiera es complicada, y la mayoría de las familias afirman estar preocupadas por no poder hacer frente a los gastos básicos debido al aumento del costo de vida.

Además, las familias han expresado su preocupación por la seguridad física debido a problemas globales como el cambio climático, que afecta con sequías, incendios y otros desastres naturales, así como por problemas locales como la violencia con armas de fuego y el racismo, ambos de los cuales muchas familias latinas han vivido en carne propia.

Además, las familias latinas esperan que el gobierno regularice estos problemas de seguridad en el futuro.

Seguridad financiera

Las familias latinas consideran que los principales problemas a los que se enfrentan son el aumento del costo de vida y la inflación. El 60% de las familias encuestadas temen no poder cubrir los gastos básicos en los próximos años. También entienden que el gobierno debe proponer posibles soluciones a la actual crisis financiera y consideran que la intervención del gobierno es una posible solución.

La mayoría de las familias latinas cree que los principales problemas que debería abordar el gobierno están relacionados con la economía y el costo de vida.

Los 5 principales problemas que las familias latinas quieren que el gobierno aborde

Economy icon

Economía 21%

Cost of living icon

Aumento del costo de vida/inflación 20%

Improving wages and income icon

Mejora de los salarios e ingresos 18%

Education icon

Educación 17%

Gun violence & mass shootings icon

Violencia con armas de fuego y tiroteos masivos 15%

Padres más jóvenes (menores de 35 años)

Reducing housing prices icon

Disminución de los precios de las viviendas 14%

(entre los 5 principales)

Familias que esperan un bebé

Access to quality child care and early learning icon

Acceso a servicios de guardería y educación preescolar de calidad 16%

(ocupa el 3.er puesto, junto con la educación, la protección de los derechos de los inmigrantes y la discriminación/justicia racial)

Encuestados cuya lengua materna es el español

Gun violence & mass shootings icon

Hacer frente a la violencia con armas de fuego y a los tiroteos masivos 29%

(en 2.º lugar)

Familias latinas que se preocupan por poder hacer frente a gastos básicos como la renta/hipoteca o los servicios públicos


Image

Retos a los que se enfrentan las familias latinas para recibir prestaciones públicas

Rechazo o baja de SNAP

Rechazo o baja de TANF

Seguridad física

Los problemas de seguridad física son prioritarios para las familias latinas, especialmente la violencia con armas de fuego en sus comunidades. La mayoría de las familias están preocupadas por la violencia con armas de fuego y el 18% ha tenido una experiencia directa con la violencia con armas de fuego en una escuela o lugar público.

La preocupación por la seguridad física relacionada con las armas de fuego afecta a la forma en que los padres latinos educan a sus hijos, ya que el 62% está muy preocupado por que su hijo pueda ser víctima de un tiroteo masivo en algún momento de su vida.

Además, las familias latinas consideran que los políticos deberían tomar medidas contundentes para reducir el número de tiroteos masivos y contar con mejores leyes que regulen la venta de armas.

Image
Créditos: Ryan Rodrick Beiler

La mayoría de las familias latinas considera que los políticos deben tomar medidas enérgicas para reducir la violencia con armas de fuego


Decorative photo of a man embracing a young child at a park.

Oportunidades

Decorative triangles

Aunque las familias latinas están muy preocupadas por la economía estadounidense, tienen opiniones claras sobre qué programas gubernamentales y otros programas sociales pueden ayudar a sus familias a salir adelante. Les preocupa el acceso a más oportunidades de movilidad ascendente para acumular riqueza generacional para el futuro de sus hijos.

En nuestra encuesta se percibió un rotundo llamado a ampliar los programas sociales federales y mejorar las oportunidades profesionales.

Políticas federales

Las familias latinas respondieron con un fuerte apoyo a la indemnización por enfermedad, el permiso por paternidad y la ampliación de las prestaciones de salud. El Centro de Prioridades Presupuestarias y Políticas escribe: "Estados Unidos es la única nación rica que carece de un programa nacional de permisos remunerados".

Las familias latinas tienen menos posibilidades de permitirse el lujo de tomarse un tiempo libre no remunerado, lo que agrava la elevada tasa de desigualdad de ingresos del país.

Los beneficios de los permisos remunerados están bien documentados. El permiso de maternidad/paternidad remunerado mejora el desarrollo en la infancia temprana, aumenta el involucramiento de los padres y alivia el estrés financiero. Asimismo, las bajas remuneradas por enfermedad reducen la inseguridad económica y el estrés. El tiempo libre remunerado también ayuda a las empresas a mejorar la retención y la productividad y puede estimular la participación de los trabajadores.[14]

Programas federales de ayuda que las familias latinas apoyan

Además de las soluciones a corto plazo, como la atención médica y los permisos remunerados, las familias latinas muestran interés por las soluciones progresivas a largo plazo para acumular riqueza generacional para sus familias.

Una abrumadora mayoría de los encuestados apoya las cuentas de ahorro federales para niños y los programas de ingreso básico garantizado (GBI). Los programas de GBI ofrecen pagos sin condiciones para ayudar a costear los gastos básicos. Las cuentas de ahorro para niños financiadas por el gobierno se abren al nacer y se emplean más adelante para la jubilación, la universidad, la compra de la primera vivienda o la creación de un negocio.

Decorative photo of a man embracing a young child at a park.

Oportunidades

Decorative triangles

Aunque las familias latinas están muy preocupadas por la economía estadounidense, tienen opiniones claras sobre qué programas gubernamentales y otros programas sociales pueden ayudar a sus familias a salir adelante. Les preocupa el acceso a más oportunidades de movilidad ascendente para acumular riqueza generacional para el futuro de sus hijos.

En nuestra encuesta se percibió un rotundo llamado a ampliar los programas sociales federales y mejorar las oportunidades profesionales.

Políticas federales

Las familias latinas respondieron con un fuerte apoyo a la indemnización por enfermedad, el permiso por paternidad y la ampliación de las prestaciones de salud. El Centro de Prioridades Presupuestarias y Políticas escribe: "Estados Unidos es la única nación rica que carece de un programa nacional de permisos remunerados".

Las familias latinas tienen menos posibilidades de permitirse el lujo de tomarse un tiempo libre no remunerado, lo que agrava la elevada tasa de desigualdad de ingresos del país.

Los beneficios de los permisos remunerados están bien documentados. El permiso de maternidad/paternidad remunerado mejora el desarrollo en la infancia temprana, aumenta el involucramiento de los padres y alivia el estrés financiero. Asimismo, las bajas remuneradas por enfermedad reducen la inseguridad económica y el estrés. El tiempo libre remunerado también ayuda a las empresas a mejorar la retención y la productividad y puede estimular la participación de los trabajadores.[14]

Programas federales de ayuda que las familias latinas apoyan

Además de las soluciones a corto plazo, como la atención médica y los permisos remunerados, las familias latinas muestran interés por las soluciones progresivas a largo plazo para acumular riqueza generacional para sus familias.

Una abrumadora mayoría de los encuestados apoya las cuentas de ahorro federales para niños y los programas de ingreso básico garantizado (GBI). Los programas de GBI ofrecen pagos sin condiciones para ayudar a costear los gastos básicos. Las cuentas de ahorro para niños financiadas por el gobierno se abren al nacer y se emplean más adelante para la jubilación, la universidad, la compra de la primera vivienda o la creación de un negocio.

Programas federales de ayuda a largo plazo que las familias latinas apoyan

La evidencia ha demostrado sistemáticamente que los programas de GBI tienen resultados positivos para las familias de bajos y medianos ingresos. Un metanálisis de la Universidad de Stanford concluyó que los programas de GBI producen una disminución apreciable de la pobreza, un aumento de las inscripciones y la asistencia a la escuela, y una mejora del bienestar físico y mental.[15]

En 2019, había 82 programas de cuentas de ahorro para niños en los Estados Unidos. Un estudio que evaluó la eficacia de los programas 10 años después de que se crearan las cuentas concluyó que las familias participantes tenían mayores ahorros y mayores expectativas de que sus hijos asistieran a la universidad. El estudio también reveló que las familias que estuvieron afiliadas durante siete años ahorraron en promedio más de cuatro veces su propio dinero que las familias que no estaban afiliadas.[16]

Movilidad social ascendente

En el Informe nacional sobre las familias latinas 2023 se aprecia un fuerte llamado a un mayor apoyo a las familias trabajadoras, pero los padres no buscan dádivas. El 20% de los encuestados exige mayor asesoría y orientación profesional, y el 25% apoya más recursos para el desarrollo de habilidades laborales.

El tiempo y el espacio para cursar estudios superiores son un factor determinante para la movilidad social ascendente y las oportunidades de empleos mejor remunerados. Es preocupante que el 10% de los encuestados se haya visto obligado a posponer o abandonar sus estudios o gastos profesionales a causa de la inflación y el aumento del costo de vida.

10%

de los padres latinos pospusieron o abandonaron sus estudios debido al aumento del costo de vida

Abandonar o permanecer en la escuela tiene importantes consecuencias intergeneracionales. Un estudio sobre la primera generación de estudiantes universitarios reveló que los hijos de padres que asistieron a la universidad tienen más probabilidades de ir a la universidad y graduarse.[17]
Decorative photo of a man reading to two young children in pajamas.
Nuestro estudio reveló que los padres latinos anhelan un mayor acceso a la orientación profesional y a los recursos para mejorar sus competencias laborales. Esto podría ayudar a las familias a alcanzar niveles educativos más altos para sí mismas y para sus hijos.

Soluciones para la movilidad ascendente de los latinos

Goal-setting tools for education & job skills development icon

Recursos para establecer objetivos en materia de educación y desarrollo de habilidades laborales 25% de apoyo

Career counseling or coaching icon

Orientación o asesoría profesional 20% de apoyo

Image

Programas federales de ayuda a largo plazo que las familias latinas apoyan

La evidencia ha demostrado sistemáticamente que los programas de GBI tienen resultados positivos para las familias de bajos y medianos ingresos. Un metanálisis de la Universidad de Stanford concluyó que los programas de GBI producen una disminución apreciable de la pobreza, un aumento de las inscripciones y la asistencia a la escuela, y una mejora del bienestar físico y mental.[15]

En 2019, había 82 programas de cuentas de ahorro para niños en los Estados Unidos. Un estudio que evaluó la eficacia de los programas 10 años después de que se crearan las cuentas concluyó que las familias participantes tenían mayores ahorros y mayores expectativas de que sus hijos asistieran a la universidad. El estudio también reveló que las familias que estuvieron afiliadas durante siete años ahorraron en promedio más de cuatro veces su propio dinero que las familias que no estaban afiliadas.[16]

Movilidad social ascendente

En el Informe nacional sobre las familias latinas 2023 se aprecia un fuerte llamado a un mayor apoyo a las familias trabajadoras, pero los padres no buscan dádivas. El 20% de los encuestados exige mayor asesoría y orientación profesional, y el 25% apoya más recursos para el desarrollo de habilidades laborales.

El tiempo y el espacio para cursar estudios superiores son un factor determinante para la movilidad social ascendente y las oportunidades de empleos mejor remunerados. Es preocupante que el 10% de los encuestados se haya visto obligado a posponer o abandonar sus estudios o gastos profesionales a causa de la inflación y el aumento del costo de vida.

10%

de los padres latinos pospusieron o abandonaron sus estudios debido al aumento del costo de vida

Abandonar o permanecer en la escuela tiene importantes consecuencias intergeneracionales. Un estudio sobre la primera generación de estudiantes universitarios reveló que los hijos de padres que asistieron a la universidad tienen más probabilidades de ir a la universidad y graduarse.[17]
Decorative photo of a man reading to two young children in pajamas.
Nuestro estudio reveló que los padres latinos anhelan un mayor acceso a la orientación profesional y a los recursos para mejorar sus competencias laborales. Esto podría ayudar a las familias a alcanzar niveles educativos más altos para sí mismas y para sus hijos.

Soluciones para la movilidad ascendente de los latinos

Goal-setting tools for education & job skills development icon

Recursos para establecer objetivos en materia de educación y desarrollo de habilidades laborales 25% de apoyo

Career counseling or coaching icon

Orientación o asesoría profesional 20% de apoyo

Image

Acerca de este estudio

Decorative triangles
Image
UnidosUS logo
BSP Research logo

Metodología de la encuesta

En nombre de Abriendo Puertas/Opening Doors y UnidosUS, BSP Research recabó las opiniones de 1300 padres latinos y cuidadores principales de niños de 5 años o menos, incluyendo a las familias que esperan un hijo, utilizando un enfoque de recopilación de datos mixto que incluía encuestas en línea y entrevistas telefónicas en vivo realizadas a través de teléfonos fijos y celulares. La encuesta estuvo disponible en inglés y español y tuvo un margen de error general de +/- 2.7%, con márgenes mayores para las submuestras. Una vez concluida, los datos se ponderaron para que correspondieran a los de la ACS del Censo de EE. UU. para los padres y abuelos de origen latino. La encuesta se realizó entre el 6 de septiembre y el 4 de octubre de 2022 e incluyó sobremuestras tanto de Nuevo México como del condado de Los Ángeles.

Agradecimientos

Extendemos nuestro más profundo agradecimiento a los siguientes socios y colaboradores en este informe:

Informe diseñado por MediaDesk

 

Padres:

  • Melanie Cardenas
  • Yolanda Garnica
  • Jennifer Torres


Socios:

Gracias a la Fundación de la Familia J.B. y M.K. Pritzker por financiar The Latino Infant Initiative.

Acerca de este estudio

Decorative triangles
Image
UnidosUS logo
BSP Research logo

Metodología de la encuesta

En nombre de Abriendo Puertas/Opening Doors y UnidosUS, BSP Research recabó las opiniones de 1300 padres latinos y cuidadores principales de niños de 5 años o menos, incluyendo a las familias que esperan un hijo, utilizando un enfoque de recopilación de datos mixto que incluía encuestas en línea y entrevistas telefónicas en vivo realizadas a través de teléfonos fijos y celulares. La encuesta estuvo disponible en inglés y español y tuvo un margen de error general de +/- 2.7%, con márgenes mayores para las submuestras. Una vez concluida, los datos se ponderaron para que correspondieran a los de la ACS del Censo de EE. UU. para los padres y abuelos de origen latino. La encuesta se realizó entre el 6 de septiembre y el 4 de octubre de 2022 e incluyó sobremuestras tanto de Nuevo México como del condado de Los Ángeles.

Agradecimientos

Extendemos nuestro más profundo agradecimiento a los siguientes socios y colaboradores en este informe:

Informe diseñado por MediaDesk

 

Padres:

  • Melanie Cardenas
  • Yolanda Garnica
  • Jennifer Torres


Socios:

Gracias a la Fundación de la Familia J.B. y M.K. Pritzker por financiar The Latino Infant Initiative.